domingo, 20 de enero de 2008

Féliz 2008

Es un bonito deseo, la verdad, y ¿por qué no decirlo? Pero realmente, ¿existe un nuevo año? Yo creo que es un invento más del ser humano para tener un orden, para entender mejor algo que aún nos desconcierta: la vida.

Yo no sentí la entrada del nuevo año, no cambió nada... Desperté el día 1 con la sensación de estar viva, como hago todas las mañanas, como hice el último día del año, desperté, y era... ¿el último del año? ¿uno nuevo de la vida? Un invento más. El día es día por que lo hemos querido así y hemos decidido que empieza cuando acaba la noche, pero la noche también es vida, también es nueva, también empieza, como los días y los años.

¡Ay! los años...

30 años me separan de mi amor, pero somos uno, treinta años vivió sin que aún yo respirara y ahora respiro a su lado. ¿Existen los años?

¡Cómo son los años! Y dice una canción... "El tiempo es un invento sabandija"... ¿Existe el tiempo?

Curioso invento diría yo, que hace que suframos tanto cuando va pasando, que va tan lento en la desdicha, que no lo olemos en la dicha.

El mismo minuto en el infierno o en el cielo se torna tan distinto... ¿Existe ese minuto?

Existe la vida y se pasa volando, midiéndola o no.

Felices años los que nos queden, felices minutos, y féliz tiempo también. Buenas noches, y buenos días. Féliz vida.

¿Existe?